Primeras biografías de Teresa de Jesús

vidasbrTeresa de Jesús contó con biógrafos que quisieron escribir la historia de su vida desde muy temprano. Ofrecemos aquí una somera información sobre cuatro de ellos, que nos dejaron su obra en los primeros años posteriores a la muerte de la Madre, ocurrida en 1582. Estas obras han sido digitalizadas y pueden leerse o descargarse en los enlaces que incluimos.

Hemos puesto también un enlace al final de las obras que figuran en nuestra Biblioteca para que los lectores puedan tener siempre a mano esta entrada del blog.

Francisco de RIBERA, La vida de la madre Teresa de Iesus

Francisco de Ribera, primer biógrafo de Teresa de Jesús, nació en Villacastín (Segovia) en 1537. Ingresó en la Compañía de Jesús y fue un ilustre estudioso de la Sagrada Escritura, comentarista de los profetas menores. Falleció en Salamanca a los 54 años de edad, en 1591. Conoció a Teresa de Jesús y fue confesor suyo. Sentía por ella una enorme admiración.  Redactó la biografía de la Madre el año 1587, pero al tratar de publicarla, se encontró con la oposición por parte del General la Compañía, que no veía con buenos ojos que un escriturista escribiese sobre la vida de una monja con fama de mística. Finalmente, superaría los obstáculos y lograría verla publicada en 1590.

Diego de YEPES/ Tomás de Jesús, Vida, virtudes, y milagros de la Bienaventurada Virgen Teresa de Jesus.  Tomo I, Tomo II

La segunda biografía de santa Teresa (Zaragoza 1606) se publicó con esta atribución: “Por fray Diego de Yepes, Religioso de la Orden de san Jerónimo, Obispo de Tarazona y Confesor del Rey de España don Felipe II y de la S. Madre”. Sin embargo, no había sido obra suya, sino del carmelita descalzo Tomás de Jesús Sánchez Dávila, quien había participado en las primeras informaciones del proceso de beatificación. Al parecer, la Orden pensó que la biografía sería mejor recibida si venía firmada por alguien de prestigio y autoridad como era el P. Yepes.

Luis de LEÓN,  De la vida, muerte, virtudes y milagros de la santa Madre Teresa de Jesús

El agustino fray Luis de León (1527-1591) fue el primer editor de las Obras teresianas en 1588. Confiesa que no conoció a la Madre: “Yo no conocí ni vi a la madre Teresa de Jesús mientras estuvo en la tierra…”. Su relación con la obra y la familia teresiana comienza en 1586, cuando se le encarga editar sus obras.

Fray Luis comenzó a escribir una vida de la Madre, pero cuando llevaba “13 hojas en cuarto mayor”, le sobrevino la muerte. No se conocieron estas páginas hasta el siglo XIX.

Julián de ÁVILA, Vida de santa Teresa de Jesús

Julián de Ávila (1527-1605) es el conocido sacerdote abulense que colaboró con la santa en tantas de sus fundaciones. Ella lo califica así: “clérigo muy siervo de Dios y bien desasido de todas las cosas del mundo y de mucha oración” (F3, 2). Fue también capellán del monasterio de S. José de Ávila.

Hacia el fin de su vida, escribió un extenso relato biográfico de la Santa, incorporado por él en su deposición para el Proceso de canonización y editado en 1881 por Vicente de la Fuente con el título “Vida de santa Teresa de Jesús por el Maestro Julián de Ávila, primer capellán de la Santa”.


2 thoughts on “Primeras biografías de Teresa de Jesús

  1. Entre los grandes primeros biógrafos de la Santa falta el siervo de Dios P. Juan de Jesús María (San Pedro y Ustárroz, 1564-1615), llamado “el Calagurritano” por ser ésa su patria chica (murió en Montecómpatri, Roma). Fue el fautor, junto con el P. Gracián, de la beatificación de la Madre Teresa de Jesús (Roma, 1614). Su biografía de la Santa se publicó en latín, en Roma, 1609; y también en Bruselas, 1610 (esta segunda edición cambia el título y me la he hallado ya dos veces cosida en obra conjunta con las demás obras del P. Gracián: o sea, una segunda edición modificada, que salió a la luz por medio del P. Gracián: interesante colaboración de uno y otro). Existe edición actual en español, en italiano, en francés y en inglés, en la colección internacional “Ioannes a Iesu Maria” que dirige el postulador general de su causa de beatificación, P. Giovanni Strina. ¿Por qué siempre se olvidan todos del P. Juan de Jesús María al hablar de los primeros biógrafos de la Santa? El Calagurritano fue un teresianista de la primera hora. Al menos el P. Tomás Álvarez (teresianista de nuestra hora) lo sigue recordando…

    Me gusta

    1. Sin duda, porque es menos conocida. En este caso, porque no está accesible en internet, que es lo que me interesaba destacar en esta entrada del blog. Gracias, Fray Palabra, por aportarnos este complemento, a ver si la figura del Calagurritano va haciéndose más conocida. Saludos

      Me gusta

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s